Por: Raúl Terrazas Barraza GACETA En los hogares de México, a propósito de que debe sumarse una semana más con aumentos en los precios de bienes y servicios, el gasto trimestral es de 47 mil 205 pesos y se compone del gasto corriente total que son 40 mil 586 pesos y las erogaciones financieras y […]
" />

DÓNDE QUEDA EL DINERO QUE GANAN LOS MEXICANOS

Por: Raúl Terrazas Barraza

GACETA

En los hogares de México, a propósito de que debe sumarse una semana más con aumentos en los precios de bienes y servicios, el gasto trimestral es de 47 mil 205 pesos y se compone del gasto corriente total que son 40 mil 586 pesos y las erogaciones financieras y de capital por seis mil 619 pesos.

Del gasto total corriente 31 mil 913 pesos corresponden al monetario y ocho mil 673 al no monetario, que en porcentaje con el 86 por ciento para el primero y 14 por ciento para el segundo.

Esto son datos del INEGI captados en la Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares de 2018, que fueron levantados por expertos y analizados por el equipo de trabajo del propio Instituto, de manera que el gasto corriente monetario total trimestral estimado fue de 1.10 billones de pesos en el país y de ese gasto, el rubro de alimentos bebidas y tabaco representó la mayor categoría con el 35.3 por ciento, es decir, 39i mil millones de pesos.

De la otra parte, aquello que se relaciona a los cuidados de la salud, fue la categoría menos con el 2.6 por ciento del mismo gasto corriente con 29 ml millones de pesos.

Confrontadas estas dos variables, dejan muy claro que los mexicanos destinan miles de millones de pesos más a la alimentación que a la salud, por eso, la industria de los alimentos está un tanto molesta con el hecho de que haya nuevo etiquetado de advertencia para los alimentos y, peor aún porque una gran parte de ese gasto va a parar a las bebidas y al tabaco, que, en la generalidad de los casos atentan contra la buena salud de la población.

Además, este rubro creció en gasto dos años el seis por ciento, porque en 2016, el gasto en alimentos, bebidas y tabaco fue por 368.7 miles de millones de pesos y en el 2018 fue por los 390.9 miles de millones ya señalados.

El otro gran rubro de gasto, a partir de los ingresos obtenidos por los mexicanos, son el transporte, la adquisición, mantenimiento, accesorio y servicios para vehículos, así como, comunicaciones con 202.6 miles de millones de pesos.

El tercer sitio lo ocupan los servicios de educación y artículos para este mismo sector, asimismo, artículos de esparcimiento y otros gastos de este robro fue por 134 mil millones de pesos.

Le sigue la vivienda y servicios de conservación, energía eléctrica y combustibles con 105 mil millones de pesos, rubro que también aumento un seis por ciento en el mismo periodo.

En cuidados personales, accesorios y efectos personales, además de gastos diversos, los mexicanos invirtieron 82.2 miles de millones de pesos, en tanto, para los artículos y servicios para limpieza, cuidados de la casa, enseres domésticos, muebles, cristalería y blancos, se invirtieron en el 2018, más de 65 mil millones de pesos.

En ropa y calzado, el gasto fue por casi 50 mil millones de pesos y respecto a transferencias de gasto 31 mil millones de pesos.

Todos los rubros aumentaron en ese período de dos años y de ellos, el más significativo con un nueve por ciento fue el de transporte, adquisición, mantenimiento, accesorios y servicios para vehículos y comunicaciones. Además del seis porciento en el rubro de alimentos, bebidas y tacaco, eso de los cuidados personales también creció en el mismo porcentaje.

Es el mismo caso para el rubro de vivienda y servicios de conservación, energía eléctrica y combustibles, con el seis por ciento del 2016 al 2018.

Para dimensionar este asunto del gasto de los hogares y por aquello de que infinidad de personas no se explican a dónde va a parar el dinero que ganan y que ingresan a sus hogares, queda claro que los rubros referidos al ser trasladados a las empresas que los producen permiten determinar que, en la industria alimentaria, bebidas y tabaco, es la que se lleva la mayor parte del dinero producido por los mexicanos.

El segundo lugar con el 20 por ciento es para la industria del transporte, vehículos y comunicaciones, los servicios de educación son el 12.1 por cieno, los de vivienda y conservación el 9.5 por ciento, cuidados personales el 7.4 por ciento, artículos y servicios para limpieza, el 5.9 por ciento, vestido y calzado el 4.5 por ciento, transferencia de gasto el 2.8 por ciento y el último, cuidados de la salud, el 2.6 por ciento.

Clasificar los gastos de los mexicanos es un agradable ejercicio, porque además de saber en que se invierte el dinero, deja clara cuales son las empresas que florecen el país, de manera que, de los 390.9 miles de millones de pesos para alimentos y bebidas, los que se consumen dentro del hogar representan el 76.8 por ciento, los que se consumen fuera del hogar son el 22.7 por ciento y el restante 0.5 por ciento es lo gastado en productos del tabaco.

De los alimentos consumidores en el hogar, las carnes representan el mayor gasto al trimestre con un 23 por ciento, los cereales el 17.8 por ciento y las verduras, legumbres, leguminosas y semillas, apenas el 11.7 por ciento.

La leche y sus derivados es otro de los grandes gastos que hacen los mexicanos, porque es una derrama trimestral de 30.3 mil millones de pesos, de huevo 10.9 miles de millones de pesos, de frutas 13.9 miles de millones de pesos, pescados y mariscos 7.2 miles de millones de pesos, de tubérculos que en su mayoría son papas, 4.8 miles de millones de pesos, aceites y grasas cuatro mil millones de pesos, café té y chocolate, tres mil millones de pesos y en azúcar y mieles, 3.2 miles de millones de pesos.

El valor de los alimentos consumidos fuera del hogar por trimestre es de 88.8 miles de millones de pesos, según la encuesta del INEGI.

Desde luego, para los nuevos emprendedores, tras conocer a donde va a parar el dinero que ganan los mexicanos, resulta sencillo direccionar las empresas que pretenden crear, porque siempre habrá demanda de los productos de consumo, vivienda, transporte, entretenimiento, cuidados personales y accesorios, artículos y servicio de limpieza, que tienen gran demanda ya por el crecimiento de la población, ya por la exigencia y desde luego porque la mercadotécnica está al acecho de los recursos generados por las personas de este país.

Si se trata de alimentos y bebidas consumidas fuera del hogar, es decir, en restaurantes y bares, ya saben que pueden ser de los beneficiarios de ese 22.7 por ciento del gasto trimestral que los mexicanos hacen y que, en pesos, son casi 90 mil millones de pesos, por eso, esta industria persiste, a pesar de las comidas en casa.

Incluso, donde invertir para captar parte del gasto corriente de los mexicanos, también es señalado en los datos colectados y analizados por el INEGI y desde luego es en la Ciudad de México, porque allí se quedan 46 mil 657 miles de millones de pesos, seguido de Nuevo León, Jalisco, Baja California, Baja California Sur, Quintana Roo, Querétaro y Aguascalientes.

La media nacional del gasto corriente promedio trimestral por entidad federativa, es de 31 mil 913 miles de millones de pesos y Tamaulipas está 10 lugares por debajo de la línea al registrar un gasto de 27 mil 866 miles de millones de pesos.

———–

 

Esta nota se encuentra en la(s) seccion(es): OpiniónRaúl Terraza Barraza


control: esta es la categoria7nino=/53/77/70/38/78/89/40/87/85/82/39/73/75/41/69/47/55/45/42/86/84/43/90/80/79/44/76/25/46/88/37/81nino2=76



Comentarios (0)

Los Comentarios están cerrados.